Comparsa de Gigantes

0
50
Imagen Comparsa de Gigantes.

La comparsa de gigantes

La Comparsa de Gigantes y Cabezudos se ha convertido a lo largo de los años en uno de los símbolos de la fiesta de San Fermín. Son personajes muy queridos por los habitantes de esta ciudad, que los han visto desfilar desde siempre. Las cuatro parejas de gigantes forman una corte de reyes, escoltados por los cabezudos y los kilikis, que representan a la autoridad local, y los zaldikos, que en euskera significa caballos. En total 25 figuras de cartón piedra que hipnotizan con sus danzas a niños y también a mayores en las mañanas festivas de las calles de Pamplona.

Los primeros en llegar son los cabezudos, son mozos disfrazados que portan grandes cabezas, representan la autoridad, con semblante serio y con andares solemnes. Son cinco y se les conoce por el Concejal, la Abuela y el Alcalde y la pareja de japoneses (Japonés y Japonesa). Se dedican a dar la mano a todos los niños que se lo pidan.

Los kilikis se diferencian de los cabezudos porque llevan verga y pegan. Todos llevan sombrero de tres picos y con sus caras malhumoradas atemorizan a la chiquillería, a los que persiguen dando golpes a diestro y siniestro. Los niños les gritan: “¡kilikiki! ikilikiki! icon el palo, no; con la verga, sí!”. Responden a los nombres de Coletas, Patata, Barbas, Verrugas, Napoleón y Caravinagre.

Los zaldikos, que en euskera significa caballos, simulan jinetes montados en sus cabalgaduras que armados con sus vergas, corretean a los chavales que encuentran en su camino.

A estos les siguen las 4 parejas de Gigantes, un rey y una reina de cada uno de los continentes: América, África, Europa y Asia, a excepción de Oceanía, de la que no tenían noticia en la época en que se crearon.

Los gigantes parece que cobren vida al son de la música de los Gaiteros de Pamplona-Iruñeko Gaiteroak. Los niños más pequeños les ofrecen sus chupetes como regalo, y los cuelgan de sus enormes manos durante toda la mañana. Esta entrega es símbolo del cariño que les tiene y de alguna forma, representa  la no necesidad de seguir utilizándolo porque ya son “mayores”.

La Comparsa sale todas las mañana de la estación antigua de autobuses, a eso de las 9:30, excepto el día seis que salen a las 16:30, para recorrer las calles del Casco Antiguo y del Ensanche, con un itinerario distinto cada día, aunque siempre se recogen en Autobuses. Para conocer las calles que visitarán los gigantes cada día, lo mejor es consultar la prensa local. El día 14 tiene lugar el último baile en la Estación de Autobuses, en un momento muy emotivo que los pamploneses conocen como la Despedida de los Gigantes.

Compartir
Artículo anteriorFuegos artificiales
Artículo siguienteConciertos
El entusiamo que sentimos por el Encierro de San Fermín nos ha llevado a la creación de este blog, en el que periódicamente compartimos contenido creado con pasión mediante el que transmitimos la verdadera esencia del Encierro de San Fermín, la imponencia de enfrentarse a uno mismo. ¿Lo vivimos juntos?